Inicio Proyectos Obra para niños Escuela
PROED | Una escuela para niños de la calle en Asunción

Los niños de la guardería y los jóvenes de “El Abrigo” vienen de los hogares más pobres e inestables de Asunción y alrededores. Estos niños tienen muchas dificultades en escuelas comunes, por no ser aceptados por los demás y discriminación. El gran problema en las escuelas nacionales es la falta de formación socio-pedagógica y psicológica para poder atender mejor a los problemas especiales de estos niños. Escuelas nacionales y también privadas carecen de medios para ofrecerles la posibilidad de un desarrollo normal a los niños de la calle.

Con el fin de hacer posible una educación básica adecuada para niños de situaciones extremas, iglesias menonitas de habla español y alemán se han unido en una fundación con el nombre Pro Educación, la cual provee la escuela ProEd para niños de la calle.

Se comenzó con la construcción del edificio para los primeros tres grados y preescolar en el año 2001 en el predio de la guardería y del hogar. En el presente la escuela cuenta con todos los grados hasta el noveno grado.

La enseñanza en la escuela se basa en principios bíblicos. Esto les da seguridad y orientación a los niños.

Aquí tienen la oportunidad para integrarse, pues los niños de la calle, que no conocen un hogar, los niños de la guardería, que en la mayoría no tienen papás, los niños de familias de la iglesia Emanuel, que gozan de una familia cristiana y los niños de la vecindad que vienen de familias con ingresos algo mejores todos aprenden juntos y forman un grupo de integración.

Después de las clases y del almuerzo los maestros y maestras acompañan a los chicos en las actividades de tareas escolares. De este modo los niños del hogar tienen más apoyo para su aprendizaje.

Como escuela perteneciente a una fundación, PROED es clasificada privada y no recibe ningún apoyo del gobierno nacional. Esto significa que los gastos deben ser cubiertos por ingresos en forma de cuotas escolares. Las familias con ingresos pueden pagar las cuotas para sus hijos, pero los niños del hogar y de la guardería Emanuel tienen que ser financiados por padrinazgo.

Para el año 2008 se ha puesto la meta de añadir un centro de formación profesional al complejo escolar.